Contacto: canariasporelprogreso@gmail.com

 

NUESTRO PROYECTO, ES PARA TODO EL ARCHIPIÉLAGO CANARIO, AUNQUE DE MOMENTO EMPEZAREMOS A DESARROLLARLO EN LA ISLA DE LA PALMA

 

 

    Canarias por el Progreso, siglas Ci-PROGRESO, es una organización política compuesta principalmente por personas independientes de distintos ámbitos que han aparcado diferencias para centrarse en la recuperación del bienestar social y económico que necesita el pueblo canario basado en la realidad. Sus objetivos prioritarios son:

  • Gobernar y gestionar debidamente los recursos económicos públicos con transparencia.
  • Acabar con el despilfarro y privilegios de quienes practican la política como el mejor negocio.
  • Desarrollar proyectos económicamente rentables como las energías renovables, la agricultura y la ganadería; sectores en los que se pueden crear en torno a cien mil puestos de trabajo, directa e indirectamente.

 

En el programa de gobierno demostramos:

. Que en Canarias hay suficiente riqueza para vivir como en los países más avanzados del mundo, contrariamente a lo que le transmiten a los ciudadanos.

. Que la crisis que todavía sufrimos se ha podido evitar y que se puede salir de ella desde que "los gobernantes" gestionen bien los recursos económicos diposnibles, pues esta no es una crisis económica sino de gobierno. La gran cantidad de dinero extra de que disponen desde 2017 no se refleja en una mejora en las familias y personas más necesitadas, ni en pequeños empresarios o autónomos, ni en sanidad o educación, etc. Es más, la pobreza extrema  sigue aumentando según datos oficiales. Y los más afectados, lamentablemente, los niños.

. Que en las distintas Administraciones públicas se pueden ahorrar unos 1.000 millones de euros anuales y con ese dinero mejorar sustancialmente la sanidad, servicios sociales y educación.

 

 

Compendio del programa

En el Gobierno de Canarias sobra gran cantidad de departamentos, empresas deficitarias, asesores y personal de confianza; labores que deben desempeñar los técnicos y funcionarios en general. La Audiencia de Cuentas cuesta unos 4,5 millones de euros anuales, el Consejo Consultivo unos 2,5 millones y el Diputado del Común otros 2,5 millones. Casi todo este dinero se puede ahorrar, pues el Consejo Consultivo no es vinculante, la labor del Diputado del Común se puede desarrollar en el Parlamento y para la Audiencia de Cuentas sobra la mayor parte de ese dinero ya que el mejor control a las Instituciones del Gobierno canario lo tendrían que ejercer Comisiones parlamentarias. Y de los 40 millones de presupuesto de la Radio Televisión Canaria, sobran 30 millones.

 

La crisis que sufrimos desde 2008 solo ha existido en países como Grecia, Italia Portugal  y España, y muy especialmente en Canarias. En naciones socialmente avanzadas como Suecia, Finlandia, Austria, Noruega y Nueva Zelanda, por ejemplo, la tasa de paro en 2013 estaba entre el 3,3% de Noruega y el 8,7% de Suecia, y desde el año 2010 a 2013 la renta per cápita aumentó desde los 2.360 euros de Finlandia hasta los 10.900€ de Noruega. Estas cifras contrastan con el más del 30% de paro en Canarias y una renta per cápita en torno a los 20.000 euros que ha ido disminuyendo. De la capacidad de los gobernantes depende la calidad de vida de los ciudadanos...

 

Para fomentar el empleo, proponemos que si un operario obtiene la baja laboral debe ser el sistema de la Seguridad Social el que se haga cargo desde el primer día, y si no pudiera cumplir con el rendimiento normal debido a su edad o por alguna anomalía, que se reduzca el pago de las cuotas sin que ello afecte la futura pensión de jubilación. Esto ayudará a contratar a personas de más de 50 años. Además, con igualdad de salarios entre mujeres y hombres que desempeñen la misma labor.

 

El sector del turismo está principalmente en manos foráneas, por lo que se llevan la mayor parte de los beneficios. Por ello, igual que sucedió con el comercio del plátano, los canarios debemos ir tomando el control con la creación de una empresa mixta de operadores, e incluso una compañía aérea, para así favorecer también la contratación de personas de aquí.

 

Los pasajes del transporte aéreo se pueden reducir hasta la mitad de los precios máximos actuales, ya que comparativamente el coste del avión entre islas es más del doble de caro que desde cualquier parte de Europa. Si se regulara por ley que el precio máximo fuera el 50% del actual, los pasajeros pagaríamos la mitad, es decir, en vez de 40 euros ida y vuelta de La Palma a Tenerife, por ejemplo, pagaríamos 20; y el gobierno solo tendría que subvencionar la mitad de lo que paga en el presente, así se evitaría perder este máximo descuento, por los costes que ello implica a la administración pública. Se debe acabar con la especie de monopolio existente y dejar que operen líneas aéreas con costes económicos.

 

La sanidad y servicios sociales que tenemos en Canarias no se corresponden con los beneficios de hasta más de 1.000 millones de euros anuales que ha obtenido la Seguridad Social.  En 2011, por ejemplo,  hubo un superávit de 465 millones de euros, según el INE. Dinero que el Gobierno español utilizó para cubrir el déficit de las pensiones de otras comunidades que tienen una media superior a 1.000 euros mensuales, mientras que la de Canarias está en torno a 800 euros; y el gasto por habitante en Canarias en sanidad fue de 1.188 euros; lo que contrasta con los 1.559€ en el País Vasco y 1.424 en Asturias.

 

En el apartado de educación, ese mismo año de 2011, Canarias gastó solo 748 euros por habitante frente a los más de 1.500€ del País Vasco y 900€ de Castilla-La Mancha; lo que demuestra que la educación y formación profesional es de vital importancia, pues la juventud de hoy es la que garantizará el bienestar del futuro; por consiguiente hay que fortalecer el sistema educativo  y que este sea gratuito también para estudiantes universitarios, incluso en cursos de doctorado y máster.

 

Ejemplos estos, en sanidad y educación, que demuestran un trato muy injusto a los canarios, máxime teniendo en cuenta que el Gobierno español también obtiene varios miles de millones de euros de beneficios en la recaudación de impuestos. Uno de los atropellos más grandes que ha sufrido el pueblo canario ha sido el incumplimiento de los 25.000 millones de euros aprobados en el Consejo de Ministros celebrado en estas Islas en 2009. Cantidad que se tenía que haber empezado a transferir desde 2011 a razón de 2.500 millones de euros anuales.

 

Para una verdadera economía sostenible se debe planificar todo el territorio en función de las necesidades y características de cada una de las Islas, para lo que es absolutamente necesaria una ley de residencia justa para los canarios y residentes ya establecidos. Además, para un mejor equilibrio en el desarrollo económico proponemos que cada Cabildo insular se convierta en el representante del Gobierno canario y que también asuma las competencias de las haciendas locales y urbanismo para un mejor reparto y equilibrio entre todos los municipios, y que los ayuntamientos sigan ejerciendo sus funciones.

 

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
© Canarias por el progreso